Inicioprimera páginaQue el viento fresco se lleve las leyes apolilladas

Que el viento fresco se lleve las leyes apolilladas

Pía González Suau. No puedo fantasear, solo me alcanza para esperar. He perdido el poder lúdico de la fantasía. La historia me aturde, rotunda.

Estos últimos días, veo la figura de Jaime Guzmán y esa vocecilla, que parecía tan inocente, golpeando mis oídos ¿Cómo esa figura ratona e insignificante cerró todas nuestras puertas? En qué momento le pasamos el fajo de llaves y se deslizó por los pasillos de nuestras vidas, se escurrió por las poblaciones, los consultorios, las escuelas y los fue cerrando una por una, con precisión quirúrgica, de noches de rezos y desvelos, pensando en mantenernos cautivos, a nosotros, sus siervos que debíamos ser salvados, para nunca más estar en peligro, en su peligro, ese donde Dios no era temido ni la Virgen era una mujer.

Y aquí estoy, con el corazón en la mano y la esperanza precaria.

Si tan solo algunos cerrojos logran abrirse, tan solo algunas llaves enmohecidas podemos arrojar al río, me daré por sorprendida y tal vez pueda atreverme a fantasear con deseos nuevos de un país que suelta un suspiro de alivio, y acoge esa larga lista pendiente de nuevas dignidades, esa lista que escriben con ardor las y los jóvenes, en muros, canciones, en textos maravillosos, llenos de una esperanza que yo he perdido e intento recuperar en estas palabras, como un hechizo que vuelva transparente el agua estancada, que se abran los cofres sellados a sangre y muerte, que llegue el viento fresco y se lleve las leyes apolilladas, entonces será la gran fiesta, a la que todos, quienes hemos esperado por décadas, hemos sido convocados, los de antes y los de ahora,  los que perdieron el miedo y nos mantienen al fuego, para que no se enfríen esas ideas solidarias, inclusivas y generosas de una nueva carta que nos una. 

Pía González Suau, escritora

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

más leidos

Antes de escribir, leer.

Constitución Culebra

Todos nosotros

El Poto sucio

Error decoding the Instagram API json